lunes, 12 de agosto de 2013

UIS pidió renuncia de los siete subgerentes científicos del HUS



La solicitud de renuncia fue hecha por la rectoría de la UIS, considerando que los siete subgerentes científicos son comisionados por la Universidad. Tres de estos cargos son asumidos por jefes de departamento de la Escuela de Medicina y los otros cuatro son de libre nombramiento y remoción.

Argumentando un clima laboral inadecuado, la rectoría de la Universidad industrial de Santander solicitó la renuncia a los siete subgerentes científicos comisionados en el Hospital Universitario de Santander, HUS.
La noticia causó preocupación en la comunidad estudiantil de la UIS, al considerar que los subgerentes son pieza clave en el proceso de acreditación que adelanta el Hospital.
Óscar Araujo Quintana, representante de los estudiantes, señaló que “los siete subgerentes hacen parte del equipo de acreditación institucional, han sido capacitados durante tres meses para asumir la acreditación del Hospital. Con su salida se puede ver torpedeado el proceso de acreditación”.
Y agregó: “si no hay acreditación habría crisis tanto para el hospital como para la Facultad de Salud de la UIS... sería inevitable que se perdiera el título de universitario, lo que finalmente llevaría a que no hubiera futuro para la facultad de salud de la UIS”.
El representante estudiantil además expresó su preocupación por un posible daño fiscal para la Universidad: “la solicitud de renuncia por parte del rector puede propiciar una demanda, porque algunos de los subgerentes están a punto de pensionarse”.
Finalmente Araujo Quintana le solicitó a las directivas de la Universidad que “nos dejen saber a la comunidad estudiantil cómo se están llevando estos procesos, porque nos interesa qué va a pasar con el HUS y la Facultad de Salud”.
La primera renuncia
Nelson Morales Huertas, subgerente de Servicios Ambulatorios y Apoyo Terapéutico del HUS, no solo confirmó la solicitud de renuncia por parte de la rectoría de la UIS sino que aseguró que el pasado 8 de agosto protocolizó su retiro del cargo.
“Según nos dieron a conocer, la decisión surgió desde la Gobernación y la gerencia del Hospital... ante eso no hay nada qué hacer en la institución, donde nadie lo está queriendo. Entonces protocolicé mi renuncia ante el rector de la UIS, de acuerdo con su solicitud”, afirmó.
Pese a esto, el subgerente científico sostuvo que hasta el momento no ha tenido respuesta del rector, “no me han comunicado si aceptaron la renuncia”.
Los desacuerdos
Asimismo Morales Huertas hizo referencia al argumento expuesto por la rectoría asegurando que “no se trata de un clima laboral malo, sino que nosotros no le corremos a lo que el gerente diga, si sabemos que no está bien hecho. Entonces así empiezan algunos inconvenientes”.
Sin embargo, señaló que algunas situaciones que han generado desacuerdos o dificultades entre la gerencia y los subgerentes científicos llevan más de un año.
La principal preocupación, según Morales Huertas, está relacionada con la atención que se le está dando a los pacientes: “se ha visto gravemente afectada en los últimos años, al punto de poner en riesgo la vida de los usuarios y la bioseguridad del personal encargado de la atención”.
Y es que si bien la situación ha sido denunciada en varias oportunidades por los subgerentes, “ni la gerencia del HUS, ni la Gobernación de Santander y mucho menos la rectoría de la UIS han adoptado medidas claras para solucionar la problemáticas”.
“Los invité a renunciar”: rector de la uis
Álvaro Ramírez García, rector de la Universidad industrial de Santander, señaló que “no les pedí la renuncia, sino que los invité a que renunciaran porque no había un buen clima de trabajo”.

El directivo detalló que “el delegado del Gobernador, el Gerente y yo mismo, observábamos que no había un buen clima de trabajo entre los subgerentes científicos y la gerencia. No habiendo un buen clima de trabajo era muy difícil lograr las metas de trabajo que debemos lograr”.

El rector reconoció que con la renuncia del grupo de subgerentes científicos del HUS se afectaría el proceso de acreditación que adelanta el Hospital, sin embargo aseguró que “no hacerlo de pronto lo afecta más porque no hay un buen clima de trabajo... si no se entienden y no hay armonía, es difícil sacar adelante las tareas”.

Pese a la solicitud hecha, Ramírez García sostuvo que “ninguno ha renunciado. Algunos han pasado la renuncia, pero por motivos que no puedo aceptar pues le cargan toda la responsabilidad al gerente del Hospital”.

Buscar noticias en esta página

Campaña contra la militarización de las universidades

Campaña contra la militarización de las universidades
Fuera la bota militar

Traducir esta página

Síguenos en...

siguenos en facebook siguenos en Twitter

Contacto

prensauniversidad@gmail.com

Estadísticas